FAQ. Preguntas frecuentes a un docente paciente.


¿Eres maestro o maestra? ¿Profesor o profesora? ¿No eres docente pero tienes algún conocido o familiar que sí lo es? ¿Eres aspirante a docente o estudias la carrera de magisterio?

Si has contestado que sí en alguna de las anteriores preguntas, éste es un artículo para ti y para todos tus compañeros (pero para ti primero, como en el escondite)

Hasta que no entramos a formar parte del carro de las maestras o profesores que trabajamos para la Junta de Andalucía no somos conscientes de la cantidad de situaciones en las que podemos estar en cuanto a nuestro destino y que el “gran público” desconoce.

Hoy voy a hacer un recorrido por las preguntas más frecuentes que me han hecho a lo largo de mi andadura, desde que comencé como maestro interino y que aún me siguen haciendo.

Te voy a brindar tres respuestas tipo que te pueden sacar del apuro, así que elige la que quieras.

Cuando eres opositor aspirante


Cuando te estás preparando para acceder a un puesto público docente es probable que surjan algunas dudas.

¿Con esa pedazo de nota sacarás plaza, no?

a) Sí, y en breve me darán, también, las llaves del coche de empresa.

b) La oposición al cuerpo de maestros o de profesores consta de dos partes: la fase oposición y la fase concurso. En la fase oposición he sacado buena nota.

Ahora me tienen que sumar los méritos que variarán según los puntos que tenga por tiempo de servicio, cursos… Una vez sumados estos dos aspectos a todos los opositores del tribunal nos ordenan de mayor a menor nota. Si hay tres plazas la obtendrán los tres primeros. Aún sacando esta gran nota, no sé si voy a sacar plaza.

c) Ni idea.

Cuando eres maestra interina.


El mundo de las interinidades tiene infinidad de recovecos que para “cualquier mortal” puede llegar a ser complicado de entender, de ahí que surjan una serie de preguntas recurrentes:

¿Tú no habías aprobado las oposiciones? ¿Por qué no estás trabajando?

a) Sí, aprobé las oposiciones pero no saqué plaza. Durante la fase oposición saqué una nota muy superior al aprobado pero no llegué a coger plaza. En mi tribunal habían cinco plazas, por ejemplo, y quedé el sexto, por lo que aprobé las oposiciones pero sin plaza.

b) Te mentí, me has pillado, ni siquiera me presenté.

c) Hoy no me apetece ir a trabajar, ¿nos tomamos un café?

¿Este año te tienes que volver a presentar?

a) No, hasta que no vuelva a ser bisiesto.

b) El profesorado interino se tiene que presentar hasta que saque la plaza, y cada dos años.

c) No, pero me voy a presentar porque me gusta mucho opositar.

¿Si no apruebas te echan de la bolsa?

a) Sí, me echan de la bolsa y debo estar bajo arresto domiciliario durante dos años.

b) Shhhh! No lo digas muy alto a ver si te va a escuchar alguna y le vas a dar una idea.

c) No, podemos suspender y seguimos ocupando el escalafón que tengamos en la bolsa dependiendo de nuestro tiempo de servicio.

¿Vuelves el curso que viene al cole, maestro?

Tanto si eres profesorado interino, en prácticas o provisional, ésta es una de las preguntas más dolorosas de responder a nuestro alumnado, por lo que me voy a poner serio.

Probablemente no vuelva al cole, aunque me gustaría y lo he pedido de nuevo. Cada verano retornamos a la lista de interinidades, que es como una especie de fila que hacemos los maestros y maestras para volver a los colegios.

Cuando llegue nuestro turno tendremos una o varias opciones y seguramente sean otros centros los que tenga que elegir.

Cuando ya has sacado plaza


Una vez que has sacado tu plaza, nuevos interrogantes vuelven a acecharte a ti y a tu entorno.

¿Ya no te pueden echar en toda la vida, no?

a) Ahora entro en fase de prácticas el próximo curso, durante ese periodo tengo que presentar un proyecto, una memoria que evaluarán mi tutor de las prácticas junto con el inspector.

También debo tener todos los documentos disponibles para cuando me visite el inspector en el aula durante una o varias sesiones.

Si al finalizar este curso obtengo el apto paso a ser funcionario de carrera.

b) Shhhh! No lo digas muy alto a ver si te van a escuchar alguna y le vas a dar una idea.

c) ¡Qué va! ya hasta que me jubile a los… “taitantos”.

¿Otra vez tienes que pedir colegio, tú no tenías tu plaza fija ya en el que estás?

a) Me ha terminado el contrato y ahora me han llamado de un polideportivo.

b) Pido porque me divierte rellenar más de doscientos códigos de colegios y localidades.

c) Cuando un maestro o profesor saca la plaza, quiere decir que ya es funcionario.

Ahora pasarán unos cursos hasta que me den la plaza fija en algún centro en concreto. Durante el primer curso somos funcionarios en prácticas y los siguientes estamos provisionales.

Eso quiere decir que tenemos que seguir pidiendo destino hasta que  tengamos plaza en nuestro primer centro definitivo.

 

Hasta aquí la primera tanda de “Preguntas y respuestas frecuentes a docentes pacientes” ¿Se me ha pasado alguna pregunta que te hagan con insistencia? ¿Cuál es la que más veces se repite en tu día a día?

Gracias por vuestros comentarios.

No te pierdas nuestros artículos sobre recursos e innovación educativa.

¡Gracias, de nuevo, por suscribirte!


No comments yet.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies